Información Médica

RegresarAbsceso

Un paciente que se sienta enfermo y aqueje de escalofríos, fiebre y dolor en el recto o ano podría estar sufriendo de un absceso o fístula anal.

 

¿QUÉ ES UN ABSCESO ANAL?

 

Es una cavidad infectada llena de pus que se encuentra cerca al ano o recto.

 

¿QUÉ ES UNA FÍSTULA ANAL?

 

Es casi siempre el resultado de un absceso previo. Justo dentro del ano están unas pequeñas glándulas. Cuando éstas glándulas se obstruyen pueden llegar a infectarse y desarrollar un absceso.

 

Una fístula es un pequeño túnel que se forma por debajo de la piel y que conecta la glándula anal

previamente infectada a la piel en la nalga por fuera del ano.

 

¿QUÉ CAUSA UN ABSCESO?

 

Resulta de una infección aguda de una pequeña glándula dentro del ano, cuando una bacteria o materia fecal entra al tejido a través de la glándula. Ciertas condiciones—colitis u otras inflamaciones del intestino por ejemplo – pueden algunas veces hacer más probables éstas infecciones.

 

¿QUÉ CAUSA UNA FÍSTULA?

 

Después que un absceso a sido drenado, un túnel podría persistir conectando la glándula anal que originó el absceso con la piel. Si esto ocurriera, el drenaje persistiría hacia el orificio externo lo cual indica la persistencia de éste túnel. Si el orificio externo del túnel se cerrara, la recurrencia del absceso puede ocurrir.

 

¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS DE UN ABSCESO O FÍSTULA?

 

Un absceso está usualmente asociado con síntomas de hinchazón y dolor alrededor del ano. También se puede sentir fatiga, fiebre y escalofríos. Los síntomas de una fístula son irritación de la piel alrededor del ano, drenaje de pus (que por lo general alivia el dolor), fiebre y malestar general.

 

¿SIEMPRE UN ABSCESO SE VUELVE UNA FÍSTULA?

 

No. Una fístula se desarrolla en casi el 50% de todos los casos de abscesos, éste no es la real vía de predecir que esto vaya a ocurrir.

 

¿CÓMO SE TRATA UN ABSCESO?

 

Se trata con la apertura de la piel cercana al ano para drenar la pus de la cavidad infectada y así aliviar la presión. Siempre que se pueda, esto puede hacerse en el consultorio médico con anestesia local. Un absceso grande o profundo puede requerir hospitalización y asistencia de un anestesiólogo. La hospitalización también puede ser necesaria para pacientes propensos a infecciones más severas como los diabéticos o gente inmunocomprometida. Los antibióticos son una pobre alternativa al drenaje de la pus, ya que no penetran al fluido dentro de un absceso.

 

¿CUÁL ES EL TRATAMIENTO PARA UNA FÍSTULA?

 

La cirugía es necesaria para la curación en una fístula anal. Aunque la cirugía de una fístula es usualmente sencilla, existe el riesgo de complicaciones, y es preferible que se realice por un especialista en cirugía colon y recto. Algunas veces ésta se realizan como la cirugía de absceso , aunque de vez en cuando las fístulas se desarrollan 4 a 6 semanas después del drenaje de un absceso, y algunas veces hasta meses o años después.

 

La cirugía de una fístula consiste en la apertura del túnel fistuloso. Aunque a veces podría requerir  el corte de una pequeña porción del esfínter anal, el músculo que ayuda al control de la continencia. La unión del orificio externo e interno del túnel y convirtiendo éste en un surco luego permitiendo la curación completa.

 

La mayoría de las veces, la cirugía de la fístula se realiza ambulatoriamente. Pero el tratamiento de una fístula profunda o extensa puede requerir una corta estadía hospitalaria.

 

¿CUÁNTO TIEMPO LE TOMARÁ AL PACIENTE SENTIRSE MEJOR?

 

El malestar luego de la cirugía de una fístula puede ser leve a moderado para la primera semana y se puede controlar con analgésico por vía oral. El tiempo incapacitante para el trabajo o secuela es usualmente mínimo.

  

¿QUÉ ES UN CIRUJANO COLORECTAL / COLOPROCTÓLOGO?

 

Los cirujanos colorectales son expertos en los tratamientos quirúrgicos y no quirúrgicos del colon, recto y ano, cuentan con un entrenamiento avanzado completo en los problemas del colon, recto y ano además de haber completado cirugía general.

 

Los cirujanos colorrectales tratan las condiciones benignas y malignas (CÁNCER), realizando una examinación completa que puede incluir estudios como colonoscopia o ultrasonido y puede dar tratamiento médico o quirúrgico cuando es necesario


AbscesoAbscesoAbsceso